ROV / NOTICIAS

Ziganda: "Estoy a muerte con el equipo"

El preparador oviedista lamenta la derrota ante el Logroñés, pero advierte "este grupo no se rinde, va con todo y yo confío en ellos"

Volver

28/10/2020 23:37

El entrenador del Real Oviedo, Cuco Ziganda, compareció en la sala de prensa del NMR Carlos Tartiere después del partido de su equipo ante el Logroñés.

En un choque marcado por las decisiones arbitrales, con revisiones de VAR y expulsiones, entre las que se encontró la del propio Ziganda al descanso, el preparador oviedista ha querido comenzar su comparecencia de prensa disculpándose por la acción que le privó de dirigir desde el banquillo a su equipo: “Pido disculpas al club y a la gente, debo saber mantener la compostura y no he sabido estar. No le he faltado, pero con la tensión no tenía que hacer ningún comentario. El árbitro ha querido mantener su autoridad y me ha expulsado”.

Precisamente, sobre estas decisiones, que en las últimas jornadas le están costando puntos al conjunto oviedista, el navarro señala que “quiero pensar que las situaciones son fruto del azar. La de Arribas en Albacete es muy gris y hoy Simone ha resbalado. En nuestra mano está seguir creyendo en lo que hacemos, salir a los campos con la actitud de hoy y en nuestra mano está salir de ahí. Este grupo no se rinde, va con todo y yo confío en ellos, aunque no estoy contento con los resultados. Estamos a tiro de todo, estoy a muerte con el equipo”.

Preguntado por la elección de Brazão para defender, por segundo partido consecutvio, la portería azul, Ziganda reconoce que “es una decisión de principio de igualdad, y de principio de palabra. Quería ser justo con lo que hablo y he decidido que Gabri merecía jugar, ya que estaba entrenando espectacular. Con Joan hablé, le dije que estaba encantado con su trabajo y que quería que Gabri jugase, merecía esa oportunidad”.

En cuanto a cómo afectó que el colegiado anulase el tanto marcado por Arribas en la primera mitad a la manera de afrontar el resto de encuentro, el navarro entiende que “el 2-0 nos ha hecho bastante daño. Estábamos bien repuestos, controlando, e incluso con diez, no hemos sufrido mucho. No hemos estado lo debidamente concentrados y hemos encajado. El esfuerzo del equipo ha sido tremendo y la pena es que no hemos sacado ningún punto en un partido como el de hoy”.

Preguntado por si se siente cuestionado, Cuco considera que “soy entrenador, dependo de los resultados. Confío en mí y confío en el grupo. Si se quiere estar entre los dos primeros estaré cuestionado, si se quiere hacer un equipo y salir de ahí, optamos a todo”.

Finalmente, sobre cómo reforzará el ánimo del vestuario de cara al partido del próximo fin de semana en Las Palmas, Ziganda destaca que “el equipo es fuerte, pero no estamos obteniendo lo que merecemos. Este equipo pelea y la sensación que tengo es que no han sido superiores. Les voy a decir que quedan treinta y tantos partidos y estamos a tiempo de todo. Hay cosas en las que confiar, a las que agarrarnos. Al equipo se le ve con nervio y se puede confiar en el grupo”, sentenció el navarro.